¿Cómo prevenir las garrapatas en los perros

Fuente: Mascota y salud

Por mucho que intentemos mantener una higiene perfecta en nuestro perro, hay momentos en los que esto no es posible. Nuestro can corretea, se tira al suelo, salta y se tumba en sitios donde la limpieza no es exactamente lo que predomina. Y uno de los parásitos que suele aprovechar este tipo de oportunidades es la garrapata.

Las garrapatas en perros ocasionan numerosos trastornos inmunológicos y dermatológicos en nuestra mascota. Este incómodo arácnido es un clásica molestia para nuestros amiguitos caninos, que debe combatirse cuanto antes. De lo contrario, enfermedades asociadas a ella pueden aparecen en nuestro fiel compañero. En este artículo te detallamos toda la información referida a las garrapatas en perros. ¡Mantén a tu can alejado de estos insectos!

Ante este tipo de parásitos, lo mejor que podemos hacer es conocer las causas por las que aparecen, descubrir los tratamientos que tenemos a nuestra disposición y anotar las prevenciones más destacadas.

¿Qué es una garrapata?

La garrapata es un ácaro que parasita en el cuerpo de animales vertebrados de sangre caliente. Su objetivo principal es buscar una fuente de alimento constante con la que puedan sobrevivir. Podemos distinguir dos grandes familias de garrapatas: las garrapatas duras y las garrapatas blandas.

Las primeras se caracterizan por tener un caparazón y por encontrarse en casi todos los países del mundo, mientras que las segundas no cuentan con dicho escudo y suelen buscar la zona de las orejas para instaurarse en la oreja del animal.

Las garrapatas o chinchorros aparecen cuando llegan las estaciones del año más calurosas. El perro suele ser un perfil perfecto para que estos insectos se instalen en su piel y absorban su sangre sin provocar dolor ni picor. Puesto que es muy probable que nuestro fiel compañero corretee en suelos repletos de plantas y arbustos, lugares estratégicos donde se sitúan estos parásitos. ¡Siempre deberás estar pendiente de dónde se mete tu perro!

Enfermedades que provocan las garrapatas

El hecho de mantener estos insectos puede acarrear unas enfermedades y consecuencias nada recomendables para nuestro fiel compañero. Aquí te recopilamos las patologías más graves que provocan determinadas garrapatas:

Anaplasmosis

Enfermedad que provoca síntomas parecidos a los de la gripe en nuestro can. La fiebre alta es el efecto principal de esta patología, y puede ir acompañada de diarrea, vómitos e inflamación y parálisis de las articulaciones. Es una enfermedad ocasionada por la garrapata de los ciervos y la garrapata americana del perro.

Babesiosis

Es una enfermedad que ocasiona una anemia gradual en el can. También tiene como síntomas característicos la fiebre y la ictericia. Esta última provoca la coloración amarillenta de la piel por la subida de la bilirrubina en la sangre.

Enfermedad de Lyme

Ocasionada por un tipo de garrapata dura, nos referimos a la patología más conocida que ocasionan las garrapatas. La enfermedad de Lyme se caracteriza por provocar fiebre y una inflamación en las articulaciones. Si nuestro can sufre este problema, tampoco tendrá ganas de comer y le notaremos débil.

Estado de parálisis

Como ya hemos comentado en los síntomas, las garrapatas pueden implicar un estado de parálisis en el perro. Este síntoma se detectará en un principio en la zona donde se localice la garrapata. Si el tiempo pasa y el insecto continúa en la piel del animal, la debilidad y, posteriormente, la parálisis completa canina no tardarán en aparecer.

Hepatozoonosis

Se trata de una patología que tiene como síntomas principales la fiebre constante, diarrea, dolor corporal generalizado, anemia y problemas de motricidad. ¿La encargada de ocasionar esta enfermedad? La garrapata Rhipicehpahlus.

Cómo prevenir las garrapatas en los perros

Las garrapatas en los perros ocasionan numerosos trastornos inmunológicos y dermatológicos en nuestra mascota por ello es mejor tomar las siguientes medidas de prevención:

Revisa cuidadosamente a tu mascota tras salir de paseo

La inspección del pelaje canino del perro es necesaria para detectar insectos como garrapatas y pulgas. Aparte de observar el pelaje, es conveniente palpar todas las zonas en las que el perro ha podido adquirir un parásito (principalmente las patas).

Utiliza una buena protección antiparásitos

Es conveniente pedir consejo a nuestro veterinario para adquirir el producto que más se adapte a las características del pelo canino.

Una mala elección del champú multiplica las opciones de que el can atraiga garrapatas, aparte de ocasionar un pelaje casposo y mal cuidado.

Emplea un peine para pulgas

Es conveniente peinar con frecuencia el pelaje de nuestro can con un peine específico antipulgas. Se trata de un remedio laborioso pero que ahorrará posibles picores y molestias en tu can.

Deja un comentario